09 junio 2016

-Lorenzo Oliván-








Nudo-


Cuando duermes, tu aliento
es el único signo
que te queda de vida.

Con qué fuerza te ata
al mundo un soplo de aire.



No hay comentarios: